Vivir para dos: cómo diseñar el mejor departamento para una pareja DINK

 

Dicen que “un objetivo sin un plan es solamente un deseo”. Graduarse, obtener el primer empleo, ser independiente, formar una pareja, parece ser el plan perfecto para cualquier persona.

Pero ¿tener hijos? Actualmente, el 8,6% de los hogares en México está formado por parejas sin hijos, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). ¿Te identificas?

 mejor departamento para una pareja DINK

Las parejas DINK/DINKY (“Double Income No Kids” o “Double Income No Kids Yet”) son aquellas donde ambos se desarrollan profesionalmente, aportan recursos económicos y no tienen hijos (o deciden no tenerlos aún).  Rondan entre 25 y 40 años y su estilo de vida gira alrededor del consumo de experiencias gratificantes, viajes y artículos de lujo.

¿Nos mudamos?

A la hora de elegir un nuevo hogar para convivir es fundamental que decidas junto a tu pareja las características de la vivienda que necesitas, en función del estilo de vida que llevas.   

¿Buscas algo cerca del centro de la ciudad o prefieres una zona tranquila alejada de los ruidos y el tráfico?

 Vivir para dos, cómo diseñar un departamento

Un departamento céntrico no sólo tendrá mayor seguridad sino que incluso te posibilitará tener mayor acceso a los centros comerciales, establecimientos educativos y la zona de servicios. En caso de que no tengas tu propio carro, puedes recorrer caminando los trayectos entre tu casa y el lugar donde desees ir o utilizar el transporte público. Es una buena opción ya que de esta manera puedes ahorrar costos y movilizarte más rápido debido a que las frecuencias de los servicios son mayores y hay más opciones disponibles.

¿Priorizar lo estético o lo funcional? ¿Por qué no ambas? Una vez que hayas elegido la “casa de tus sueños”, la planificación es uno de los puntos fuertes que deberás tener en cuenta a la hora de organizarla. Comprar lo que está de moda sólo te hará cometer errores en la decoración, ya que cargarás los espacios con objetos innecesarios, gastarás mucho dinero y perderás practicidad.

Tips que no pueden faltar

Tu casa tiene que ser ese lugar donde llegas y recargas toda la energía luego de un arduo día de trabajo.

  1. Dale protagonismo a tu sala incorporando un sofá amplio con cojines en los cuáles recostarse para poder ver una buena película o tu serie favorita.   

  2. Prioriza la recámara como el espacio íntimo por excelencia, acompañándolo de luces tenues y tonos claros que ayuden al descanso.

  3. ¿Amantes de los deportes? Que tus hobbies le den personalidad y originalidad a tu vivienda.

Animate a jugar con los diseños y elige crear espacios funcionales para ambos. Un pequeño rincón de tu sala o tu recámara se puede convertir en una zona de trabajo útil para las tareas pendientes de la oficina.

Las posibilidades son múltiples. Cualquier departamento simple puede transformarse en el lugar cómodo y agradable que necesitas tú y tu pareja, sólo tienes que proponértelo. Y si necesitas alguien que te ayude a repararlo o reformarlo puedes consultar en habitissimo ¿Te animas?